DE GALICIA A LA ARGENTINA

EL ALBARINHO, DE GALICIA A LA ARGENTINA

A pesar de la divulgación de una leyenda, defendida por el gastrónomo y escritor Álvaro Cunqueiro, que sostenía que la uva albariño fue llevada a Galicia por los monjes de la Órden del Císter en el siglo XII, las evidencias científicas indican que la variedad es originaria de Galicia.

 

 

 

 

Como norma general, los monovarietales de albariño destacan por sabores limpios y frescos, caracterizándose por su graduación alcohólica, notable acidez y un gran potencial aromático afrutado, con matices florales.

También podemos encontrar albariño en interesantes coupages, que podemos disfrutar tanto en Rías Baixas como en Ribeiro y Valdeorras, en diferentes combinaciones con Loureiro, Godello, Treixadura y/o Caiño blanco. Y por supuesto, no podemos olvidar la Ribeira Sacra, que bajo el concepto de viticultura heroica, entrega vinos albariño, tanto monovarietales como en singulares combinaciones, como por ejemplo, con doña blanca, en este caso con la particularidad de que una pequeña proporción fermenta en barrica de roble francés.

De las 19.000 hectáreas cultivadas con este varietal en todo el globo, 14.000 están en Galicia, y Rías Baixas es la Denominación de Origen donde más se lo cultiva. Estos viñedos se encuentran en pendientes frente a los ríos de la denominación sobre suelos de granito, y la altura y proximidad al curso de agua define su madurez y expresión.

 

 

La cercanía al Atlántico es determinante en el perfil refrescante, salino y tenso de los albariños gallegos. De ahí que en los últimos años muchos viñedos del mundo con influencia marítima han apostado a este varietal, considerado uno de los más antiguos del mundo.

España produce albariño de forma muy abundante en las Rías Baixas, sobre todo en las localidades de Cambados, Condado do Tea y Barbanza e Iria.​ La comarca del Salnés concentra el 70% de la producción vitivinícola de las Rías Baixas.​ En la DOs de Ribeiro y Valdeorras suele mezclarse con loureiro, godello, caiño, arinto o treixadura. Estas mezclas fueron comunes en Galicia hasta 1986, cuando se creó la DO Rías Baixas. A partir de entonces la albariño empezó a resurgir para vinos monovarietales, tanto para la demanda española para como para la internacional.​

Las Rías Baixas se encuentran en las provincias de Pontevedra y A Coruña, entre la zona montañosa de la Sierra de los Ancares y el río Miño, fronteriza con Castilla y León y Portugal.

Existen cinco zonas de producción en las Rías Baixas: Condado de Tea, O Val do Salnés, O Rosal, Soutomaior y Ribera do Ulla.

Durante los cinco días que dura la Fiesta del Albariño en Cambados, se consumen 50.000 botellas de este vino.

 

Con este resurgir de la albariño, estos varietales han ido escalando posiciones para los paladares de Europa, América y de todos los bebedores de vino que desean sabores limpios y ricos a fruta madura y ha llevado a la elaboración de nuevos vinos en Portugal.

Es común en la región portuguesa de Vinho Verde, aunque solo está legalmente establecida en las regiones de Monção y Melgaço. También hay cultivos de esta variedad en varias áreas vitícolas de California, en Estados Unidos.

El Albariño en la Argentina

En 2019 se publicó en el Boletín Oficial la Resolución 20/2019 por la cual se tramita la inclusión de la variedad de vid “Alvarinho” en la Lista de Variedades aptas para la elaboración de vinos de calidad con derecho a una Indicación Geográfica (I.G.).

«Incorpórase la variedad de Vitis Vinifera L. “Alvarinho” a la Lista de Variedades autorizadas, reconocidas como aptas para la elaboración de vinos de calidad, que figuran en el Apartado III Variedades Blancas, Inciso c), Punto 2. del Anexo II del Decreto Reglamentario Nº 57 de fecha 14 de enero de 2004».

 

El tema es interesante ya que aún son muy pocas las bodegas que elaboran esta  variedad en Argentina. Según el último censo de superficie cultivada del 2018 que hizo el INV hay 7,6 ha en el país, 4,4 en Mendoza, 2,3 en Buenos Aires y 0,8 en Salta.

En 2008 la familia Muñoz, propietaria de Viña Las Perdices plantó las primeras plantas de Albariño de Mendoza en su finca de Agrelo.

 

Con las uvas obtenidas lanzaron Las Perdices Albariño, el primer varietal de esta cepa gallega de Argentina que con los años se convirtió en un clásico de la bodega. De color amarillo pálido, es un blanco muy especial para Mendoza que logra rica tipicidad con el carácter de la altura mendocina.

 

Es frutado y floral con trazos de piel de lima, miel, flores blancas y frutos como damasco, durazno blanco y manzana verde. En boca ofrece un notable volumen de boca y untuosidad que afirma sus sabores junto a aun frescura lograda. Su final largo convierte a Las Perdices Albariño 2018 en un gran compañero de arroces y frutos de mar.

 

“A diferencia de los albariños gallegos, en Agrelo, al ser un clima más cálido y de mayor amplitud térmica, notamos que Las Perdices Albariño es un varietal con más peso en boca y de un perfil tropical al que se suman las flores blancas típicas de los tonos florales y de damasco”, detalla Fernando Losilla, winemaker de la bodega.

Unos años más tarde, en 2014, Trapiche plantó 1,6 ha en el viñedo de Costa & Pampa, la bodega experimental que inauguraron en Chapadmalal, a solo siete kilómetros del mar. De este viñedo nació el segundo varietal local de Albariño, que lanzaron al mercado en 2018.

 

La influencia oceánica es determinante en este blanco de estilo muy próximo al gallego. Su creador, el joven Ezequiel Ortego, destaca: “Costa & Pampa Albariño es un vino bastante aromático, con muy buena acidez.

 

Notamos que si lo criamos sobre las lías gana volumen en boca y aumenta así el potencial de aroma”. Incluso cuentan también con otras tres hectáreas a solo 1,5km de la costa, cuyos resultados aún son un secreto.  Ligero, fresco y refrescante, con notas a damasco, durazno y flores blancas

 

Pero esto no es todo: un nuevo ejemplar de Albariño bonaerense fue presentado recientemente por la bodega Puerta del Abra, ubicada en Balcarce. Con un microclima propio, esta región de sierras y suelos calcáreos apuesta a dos blancos muy singulares, un Riesling y un Albariño del cual ya embotellaron las cosechas 2018 y 2019.

Hoy en día los viñedos ocupan una superficie de once hectáreas con alrededor de 3500 a 4000 plantas por hectárea de todas las variedades plantadas.

 

 

Con apenas una hectárea de viñedo de este varietal plantado en 2015, ofrecen un estilo muy interesante del que la licenciada Delfina Pontarolli -su responsable– destaca: “Insólito Albariño es un vino que siento similar a los blancos de Galicia, aunque con una nota mineral como de tiza o piedra mojada que lo diferencia. Este es un denominador común de todos nuestros vinos. Si tengo que compararlo con los de Mendoza, diría que el nuestro es más cítrico”.

 

Desde hace algunos años Bodega Zuccardi sumó dentro de la línea Textual este varietal buscando su mejor expresión en tierras montañosas argentinas.

La línea “Textual” se enmarca dentro de la sección Bodega Santa Julia Innovación sigue transmitiendo el carácter experimental de estos vinos y la búsqueda de la excelencia en nuevos varietales.

 

Como resultado de la fusión entre dos grandes proyectos, Zuccardi Textual y Santa Julia Innovación, nació el año pasado  el Albariño Textual Innovación Extrema

 

 

Emilio R. Moya

Fuentes: El triunfo de Baco, Vinetur.com, Vinomanos.com, 3copas.com, nomolesten.com, thecookandthewine.com
Oscar Tarrío

Director Periodístico Chefs 4 Estaciones en Chefs 4 Estaciones / Ex Editorial Diario La Capital

4 Comentarios
  1. Muy completa nota! Gracias por brindarnos información sobre vinos argentinos poco habituales y su vinculación con el mundo. Abrazo

    1. Estimado Jorge, si lees la nota comprenderás que no. El vino Verde de Portugal es similar. El albariño se puede blendear con Loureiro, Godello, Treixadura y/o Caiño blanco. Tiene Denominación de Origen RIAS BAIXAS o D.O.Rias Baixas . Además de los datos brindados en la nota te paso otra web donde podés leer https://doriasbaixas.com/historia
      El Vino Verde tiene Denominación de origen desde 1984 Subregiones: Amarante, Ave, Baião, Basto, Cávado, Lima, Monção, Paiva, Sousa. Los vinos verdes portugueses (también son llamados vinho verde) son vinos jóvenes, frescos y ligeros, pero a la vez semisecos. Existe sin embargo la variedad de uva autócnona Alvarinho de Portugal, tiene una graduación alcohólica algo superior a la gallega. Se cultiva en las subregiones Melgaço o Monçao No tiene que ver con D.O. RIAS BAIXAS. SE ENTIENDE como competecia directa. Siendo mas conocido en el mundo vitivinícola el Albariño de Galicia

Deja una respuesta

Your email address will not be published.

Un suplemento del Diario La Capital